Francia anuncia el envío de tanques ligeros AMX-10 a Ucrania

0
267
Francia

Francia se cuida de un discurso incendiario, pero avanza. Ayer, el ministro de Defensa, Sébastien Lecornu, anunció el envío de tanques ligeros AMX-10 a las Fuerzas Armadas ucranianas, coincidiendo con el primer aniversario de la guerra, próximo 24 de febrero.

«Quiero la derrota de Rusia, pero la posición de Francia no será nunca aplastarla en su propio suelo», asegura el presidente francés, Emmanuel Macron, tratando de matizar las declaraciones que encendieron las alarmas de Moscú en el marco de la Conferencia de Seguridad Internacional de Múnich con la guerra en Ucrania como tema clave.

El AMX- 10RC es un blindado que rueda con seis neumáticos, (lo que lo hace más ágil que otros modelos más pesados) y es capaz de realizar operaciones anfibias protegido por su casco de aluminio. Sin embargo, es considerado un vehículo de reconocimiento, no de combate. Por supuesto, tiene las herramientas para atacar y defenderse –como un cañón de calibre 105 mm y un alcance de tiro de 2.2 kilómetros–, pero su misión principal es observar que está pasando en el terreno de guerra y retirarse rápidamente.

Un apoyo militar importante para Ucrania, aunque el Ministerio de Defensa francés no ha querido revelar la cantidad de tanques ligeros que enviará a Kyiv por motivos de seguridad.

Francia aun se guarda el arsenal

Sin embargo, todavía queda flotando en el aire la pregunta de por qué Francia no envía a Ucrania sus tanques pesados Leclerc, más modernos y más potentes. Capaces de alcanzar una velocidad de hasta 72 kilómetros por hora, con su sistema de transporte de cadena blindada. Están equipados con un cañón de gran calibre –125 milímetros– que puede disparar a un objetivo situado a cuatro kilómetros. El Leclerc tiene espacio para transportar hasta 55 proyectiles y posee cámaras térmicas de reconocimiento. Son el equivalente de los tanques alemanes Leopard 2 y el estadounidense M1 Abrams, ambos modelos ya prometidos por los aliados occidentales a Ucrania para hacer frente a la ofensiva rusa.

Te puede interesar: OTAN, una organización que muchos daban por acabada y que Putin ha resucitado con la invasión de Ucrania

¿Por qué Francia no envía los Leclerc? Básicamente, por no provocar aún más la ira de Rusia y no atizar más el fuego hacia una tercera guerra mundial. A principios de enero, Macron declaró que la opción de enviar carros de combate pesados «no está descartada», pero el anuncio de enviar los AMX-10RC es una señal clara de que no quiere problemas mayores.

No quieren provocar la ira de Rusia

Otra razón importante es la propia reserva de tanques Leclerc que posee el Ejército francés. Se calcula que actualmente solo posee 226 de estos blindados, descontinuados desde el año 2012. Por lo tanto, una «donación» a Ucrania pondría en riesgo la misma seguridad nacional francesa.

Por ahora, lo que sí es concreto es el envío de tanques ligeros a Kyiv en cuestión de una semana. Prudente pero cumplidora, Francia parece estar alineada con las palabras del jefe de la diplomacia europea, Josep Borrell, al clausurar ayer la Conferencia de Seguridad de Múnich: «Ucrania necesita más armas y menos aplausos».

Con información de LaRazón

Síguenos en nuestras redes:

Twitter: @Madridnews24es

Facebook: Madridnews24 

InstagramMadridnews24